Piélagos nombra a Gema Díaz Villegas hija predilecta del municipio, a título póstumo

Piélagos nombra a Gema Díaz Villegas hija predilecta del municipio, a título póstumo

Lo ha hecho en el Teatro Vimenor de Vioño, donde se ha celebrado el solemne acto, presidido por el alcalde, Carlos Caramés, que ha contado con la presencia de los familiares de la política fallecida el pasado 11 de noviembre; la presidenta de Cantabria, María José Sáenz de Buruaga; la delegada del Gobierno en Cantabria, Eugenia Gómez de Diego, así como de representantes políticos, vecinos y amigos
Ayuntamiento de Piélagos
Ayuntamiento de Piélagos
Prensa

Piélagos ha nombrado este viernes a la que fuera una de las dos primeras mujeres en asumir responsabilidades municipales, diputada regional y primera senadora cántabra en Madrid, Gema Díaz Villegas, hija predilecta del municipio, a título póstumo.

Lo ha hecho en el Teatro Vimenor de Vioño, donde se ha celebrado el solemne acto, presidido por el alcalde, Carlos Caramés, que ha contado con la presencia de los familiares de la política fallecida el pasado 11 de noviembre; la presidenta de Cantabria, María José Sáenz de Buruaga; la delegada del Gobierno en Cantabria, Eugenia Gómez de Diego, así como de representantes políticos, vecinos y amigos.

La ceremonia, amenizada por dos alumnas de la Escuela municipal de música, ha comenzado con la lectura, por parte del secretario municipal, del acuerdo plenario del pasado 7 de diciembre por el que se aprobó,  por unanimidad y a  propuesta del regidor municipal, la concesión de la máxima distinción honorífica del Consistorio, que se otorga a personas destacadas por sus cualidades personales o méritos profesionales.

Una persona de tender puentes, no de levantar muros

Miguel Ruiz Díaz, hijo de Gema, ha sido el encargado, en nombre de la familia, de  dar las gracias a todas las personas que este viernes les han acompañado en un momento “tan emotivo”. “Vosotros, como nosotros -en alusión a su padre y hermano-, habéis formado parte de su vida”, ha explicado.

Entre los agradecimientos, ha hecho uno especial para “sus senadoras” del alma, llegadas desde otras regiones porque, según ha dicho, “fuisteis una familia y lo seguís siendo desde hace 30 años”, así como para el servicio de oncología que la trató durante su enfermedad, con la doctora Marta Sotelo a la cabeza, a la que se ha referido como “un ángel caído del cielo”.

Durante su intervención, Miguel Ruiz Díaz  ha recordado que su madre “tenía adversarios políticos, pero no enemigos” y prueba de ello, ha dicho, es que hoy aquí hay representantes de todas las formaciones.

De hecho, ha incidido en que Gema Díaz Villegas no sólo fue “una persona de tender puentes, no de levantar muros” sino una defensora del “feminismo real y auténtico”, cuando no era tan fácil, en alusión al año 83, en el que empezó su carrera política en el municipio de Piélagos “donde siempre se sintió muy querida”,

Miguel Ruiz Díaz, quien se ha confesado como una persona de fe profunda al igual que su madre, ha recordado a sus abuelos maternos y a su tío Antonio, hermano de Gema, que falleció con 32 años y ha elogiado la figura de su padre.

“Generalmente, las cosas difíciles es imposible hacerlas uno solo”, ha defendido el hijo de Gema Díaz Villegas, quien ha recordado que cuando su madre fue senadora a lo largo de varias legislaturas, en la década de los 90, se tenía que ir a Madrid por trabajo cuatro o cinco días a la semana.

Podía hacerlo tranquila, ha rememorado, porque “su otra mitad”, tal y como ha definido a su padre, se ocupaba de que a su hermano, que acabada de estrenar la veintena y a él, que salía de la adolescencia, no les faltase de nada. “El mérito éste -en alusión a la distinción, el reconocimiento y el cariño- también es de mi padre”, ha concluido.

¡Más Gemas, por favor!

Por su parte, Caramés ha afirmado que el de hoy “no es un día triste” ya que, según ha dicho, “recogemos la luz que siempre ha llevado consigo nuestra senadora, diputada y concejala” a la que ha definido como “una incansable servidora” del pueblo español, cántabro y de los vecinos de Piélagos.

En este sentido, se ha mostrado convencido de que Gema Díaz Villegas es “un ejemplo” de cómo “afrontar la vida con una sonrisa eterna para propios y extraños que siempre era la antesala de la escucha y el acuerdo”. “Gema ha sido siempre ejemplar por su capacidad y empeño en llegar a acuerdos”, ha apostillado.

“Poca gente he conocido con convicciones tan arraigadas que hayan tenido la voluntad y la inteligencia de anteponer siempre el consenso y las soluciones en positivo a sus intereses particulares”, ha reconocido el regidor municipal.

De hecho, ha aseverado que “quienes vivimos para el servicio público no podemos caer en la inacción por no ser capaces de entendernos”.

Durante su intervención, Caramés ha imaginado a Gema Díaz Villegas junto a Lola Gorostiaga ocupando, por primera vez su puesto de concejala en el Ayuntamiento de Piélagos en los años de la movida.

“Las cosas han cambiado mucho, pero entonces estaban ellas dos solas en un mundo de hombres y no debió de ser fácil”, ha subrayado el alcalde quien ha añadido que “aquellas mujeres pioneras hoy son un referente”.

Caramés ha admitido que “aún queda mucho por hacer”, pero también que, sin una mujer como Gema, España sería otra cosa porque, en su opinión, “las mujeres referentes viven siempre”. “¡Más Gemas por favor!”, ha pedido el regidor municipal.

Piélagos

Entre Todos

Suscríbete y te enviaremos la información de Piélagos directamente a tu correo electrónico